Tarde de nubes.

A ti que solo
me entiendes.
Entorna la puerta
de tu jardín,
deja que juegue
a descansar siempre.