Si me encuentro me derrumbo

Puedo sentir como tiemblan
las llaves de casa en mi bolsillo,
es un aviso, para que no me duerma,
la lucha es dura como el ladrillo.

Si me encuentro me derrumbo.

Sé que el hombre del teléfono,
cuando me llama para reclamarme
está peor que yo.

Suelo pensar en los demás antes
que en mi, es una forma honesta
de protegerme.


Me gusta demasiado emborracharme,
bebo cuando y cuanto puedo,
es difícil olvidarse la mala sombra
que en ocasiones porto.

Si me encuentro me derrumbo.

Ten en cuenta si te acercas,
mi mal humor a veces,
es por no decir todo lo que explico.