Futbolista horizontal. Poeta en el bar XI

Mientras todos miran el fútbol
en este sordido bar,
yo me imagino montandola,
cabalgando en la vía lactea, corriendome como un planeta;
formando una constelación distinta,
hacer de la estrategia una capa caída;

y al sacarsela flotar juntos, mientras
de su vagina mi esperma chorrea,
cayendo en los campos de fútbol,
inundando de semen las porterías,
naciendo poemas de las bocas
de los hinchas, trasformando
el campo de juego en terreno
de lectura...
Marcando goles horizontales
con mi polla...

Mientras ven el fútbol,
deseo que sus piernas sean los travesaños de mi locura.