A ciegas.

En medio del lago,
el agua sin ella
es aún más solitaria.