No puedo volver.

Me pasan cosas
que no sé.
Hay momentos
que entiendo,
y sé que soy yo,
que los busco.

No se me va
el no querer,
me vuelve
lo que quiero,
como si no quisiera
cuando me huyo.

Perdido en la sombra,
no aclaro la vida
que corre
por esta calle,
que mi juventud,
dejó con migas de piedra,
para que mis dientes
se cayeran al suelo,
como migas de pan
honesto.