Poca Cosa.

A penas
pena,
y tan solo
gime.

Nada,
es poca cosa,
todo es suyo,
incluso
la pena,
pero tan solo
a penas.

Porque la pena,
solo
en minutos
gime
su nombre...
pero es poca
cosa.